Complete Woman

Tú, fuente de inspiración.

¿Alguna vez escuchaste que eres una verdadera obra de arte? (pese a lo que pienses de ti misma) ¿Alguna vez alguien te dijo cuan hermosa eras aún cuando en tu interior pensabas todo lo contrario? Puedo imaginarme que si, porque lo eres. Puede que no te conozca o tal vez si, no se si eres alta o bajita, no se cual sea tu tipo de cuerpo, si tienes el cabello crespo, liso u ondulado,  si eres blanca o morena, no lo se y no importa, No mucho. Lo único que sé y lo que de verdad importa es que las manos de un creador tomaron amor, tiempo y delicadeza para hacer cada una de tus partes, eres un diseño único y especial porque Dios lo quiso así.

Nina García escribió en su libro (El libro de la moda) todo un capitulo acerca de la confianza, y me gustaría compartirles algunas frases que me marcaron para bien. “La confianza no tiene nada que ver con la estética y si todo que ver con la actitud. La confianza es cautivadora, poderosa, y nunca se desvanece. Eso es infinitamente mejor y más interesante que el concepto de belleza.”

Autenticidad y amor. “Cuando una mujer abraza sus “imperfecciones” estas se convierten en sus mas grandes fortalezas. Definen su carácter, reafirma su espíritu y ese amor propio atrae a las demás personas hacia ellas aún sin darse cuenta y sin el mayor esfuerzo.” Esto es tan cierto, la verdad Dios me ha bendecido con la capacidad de ser una mujer que admira a otras mujeres, (los que me conocen saben eso) no me considero mejor, competencia ni mucho menos rival de nadie, al contrario, puedo ver esa joya que hay en cada una, pero debo confesar que admiro mucho más, más profundamente y de una manera realmente especial a las mujeres que se aman así mismas aunque ellas no sean lo que la gente piensa que debe ser una mujer hermosa. Los estándares de “Belleza” de este mundo están distorsionados, es por esto que me encanta mirarlas y admirarlas porque son esa clase de mujeres que rompen todos los esquemas y demuestran que la belleza es subjetiva y que se encuentra en en los ojos del que la ve.

Antes de que puedas lograr desarrollar un estilo, es fundamental y prioritario desarrollar tu confianza, esa confianza que hace que los demás sepan que te amas, te respetas y te valoras. Esa confianza que te da un brillo especial, no el brillo del querer convertirse en alguien más, ser una copia, replica o imitación, sino el brillo de transmitir el verdadero diamante que llevas por dentro. Si realmente quieres ser tu propia fuente de inspiración el primer paso es dejar de “mirar, admirar, y anhelar” con desesperación lo que otras mujeres tienen que crees que tu no y empezar a mirarte, admirarte, y anhelarte a ti. Quitar tu mirada de lo que piensas que eres y ponerla en aquel que sabe quien eres, cuidando primeramente tu interior pues ciertamente lo externo solo refleja lo que tenemos por dentro.  Así, poco a poco aprenderás a aceptarte, a quererte, y a usar lo que ya tienes a tu favor y porque no, a favor de las demás, enseñándoles como una vez alguien te enseño a ti a encontrarse con Él y contigo misma.

 

Comments

comments

1 Comment

  1. Martha Lucía Díaz

    Te Amo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *